sábado, 3 de septiembre de 2011

QUE FUE ANTES LA ENCINA O LA BARANDILLA:

Durante un paseo a principios del mes de Septiembre por el Monte del Pardo y más concretamente por la ribera del río Manzanares, me encontré con una antigua estación de control del cauce del río la cual se encuentra en desuso en la actualidad, en dicho punto se encontraba un puente que permitía el paso a la otra margen del río y que recientemente han desmantelado probablemente para prevenir posibles accidentes ya que dicho puente era muy transitado por senderistas pero carecía de mantenimiento como así delataban las juntas de dilatación o de expansión que cada vez estaban más separadas entre sí por lo que la seguridad de la estructura estaba cada vez más en el aire.
Pues bien en dicho punto me encontré con una vieja barandilla que custodiaba unas escaleras y me llamo rápidamente la atención un acontecimiento que no sucede pocas veces pero no deja de ser curioso por ello, entre los barrotes de la barandilla broto una joven encina que fue creciendo sin dificulta hasta que se encontró con la barandilla debido a los movimientos que realizan las plantas para poder obtener los rayos de sol esta encina realizaría un movimiento que sin saberlo le marcaría en su desarrollo y en su forma actual, no pude evitar pensar en ese mismo instante cual de los dos elementos tenia la potestad de cual había surgido antes, como si de un tema filosófico se tratase estuve pensando en ello hasta llegar a la posible conclusión que la barandilla estaría antes que la encina, pero no por ello la encina había dejado de crecer.