domingo, 14 de diciembre de 2014

ACTIVIDAD DE SENDERISMO POR EL CANAL DEL MESTO:

El 16 de Noviembre de 2014, a las 9:45 de la mañana iniciamos en la población de San Agustín de Guadalix una actividad de senderismo en grupo para descubrir El Canal de Mesto.

La jornada de senderismo propuesta en la pestaña de ACTIVIDADES del propio blog, tuvo mucha aceptación, un grupo de 12 aventureros realizaron la ruta guiada.

El punto de inicio lo ubicamos en la Calle del Mesto, la cual cruzamos para en seguida adentrarnos en el área recreativa de los patos, a la cual accedimos cruzando un pequeño puente de madera que nos permitió atravesar el Río Guadalix, uno de los protagonistas de la jornada y fiel compañero durante toda la ruta.

Antes de empezar la senda, dedicamos un momento a explicar los rastros encontrados en unos troncos secos, los agujeros y picotazos localizados pertenecían a pájaros carpinteros, con la inestimable colaboración de una de las participantes de la actividad pude exponer de manera grafica como realizan los nidos y como se alimentan los pájaros carpinteros.

Dejando atrás el área recreativa, empezamos a caminar por un sendero que nos fue adentrando por el profundo bosque de ribera, con cierta dificultad fuimos avanzando ya que el sendero estaba en algunos tramos anegado, es en este punto donde la ruta presenta la única dificultad, debido a que es un sendero estrecho custodiado por una lado por una cárcava y por el otro flanco por una densa vegetación compuesta principalmente por zarzamoras (Rubus ulmifolius), escaramujos (Rosa canina), majuelos (Crataegus monogyna), ortigas (Urtica dioica) y alisos (Alnus glutinosa).

Una vez superado el tramo embarrado debido a las primeras y esperadas lluvias otoñales, el camino se vuelve más transitable a la vez que el paisaje se transforma al terminar la cárcava, en su lugar aparece una amplia llanura que el hombre ha aprovechado para convertir en una zona de pastos para el ganado principalmente vacuno y ovino.

En un claro en el camino observamos como los juncos espinosos (Juncus acutus), habían colonizado una zona que estacionalmente se encharca, a unos cientos de metros sobre un barranco contemplamos como todavía sobreviven algunos ejemplares de enebros (Juniperus communis).

Al acercarnos a las fincas La Encinilla y La Rinconada destinadas al pasto de vacuno, un rebaño de vacas y toros con sus respectivos terneros decidieron salir de la finca, durante unos instantes compartimos camino, las vacas, toros y sus terneros se dirigían aguas abajo y nosotros aguas arriba del río Guadalix.

Sin perder de vista las aguas del río Guadalix, el camino nos condujo hasta el Molino Viejo, conocido por los lugareños como el Brincadero, debido a que los mozos del pueblo acuden a esta zona en verano a bañarse y a tirarse desde unas piedras al río.

Guadalix es una palabra de origen árabe, que la componen dos términos, Guad = agua, Alix = alisos, por eso el río y la población se llaman Guadalix, continuando con el sendero por una zona de densa vegetación descubrimos otro tesoro paisajístico que alberga el río, un azud que de nuevo es una palabra de origen árabe y que significa barrera, en este caso el azud es una construcción muy antigua, por lo que está muy integrada en el paisaje y es un rincón que merece la pena visitarlo.

El camino de tierra desemboca en una carretera que no está abierta al tráfico, la cual tomamos hacia nuestra derecha hasta llegar al puente de San Antonio, desde el cual disfrutamos de una panorámica del río Guadalix.

En una almenara cercana, al puente de San Antonio, denominada la Almenara de Fondo, construida en el año 1857, realizamos una parada para reponer energías tomando un almuerzo, durante el mismo observamos como los buitres leonados (Gyps fulvus), empezaban a ciclar encima de nuestras cabezas aprovechando las corrientes térmicas tan características de los cañones geológicos.




Una vez repuestas las fuerzas, retomamos el camino que sale de la misma almenara, para dirigirnos a un viaducto de piedra que da acceso a la Casa del Lavadero, antes de cruzar el viaducto bajamos por unas sinuosas escaleras de piedra hasta llegar al cauce del río Guadalix donde nos esperaba la espectacular Cascada del Hervidero, donde aprovechamos para tomar una foto en grupo.

Subimos las escaleras de piedra para poder llegar de nuevo el viaducto y cruzarlo para visitar la Casa del Lavadero y tomar un estrecho camino que nos permitió ver la Cascada del Hervidero desde su parte superior y así tener dos perspectivas diferentes del salto de agua.

Retomando por el mismo camino, llegamos de nuevo a la antigua carretera abandonada, la cual tomamos cuesta arriba superando una marcada curva que presenta el trazado de la carretera hasta encontrar una pista de tierra que surge a nuestra izquierda, la cual tomamos para avanzar por el camino que transcurre por encima del Canal del Mesto.

Al ganar altura la vegetación de ribera queda bajo nuestros pies al igual que el río Guadalix que ya oteamos desde lo alto del cañón, la vegetación mas predominante en esta zona son las encinas (Quercus ilex), las coscojas (Quercus coccifera) y los cornicabras (Pistacia terebinthus).

El camino discurre por el cañón horadado por el río Guadalix con el paso del tiempo, las vistas que nos ofrece esta ruta son imponentes debido al buen estado de conservación del paraje natural por el cual transcurre este tramo del Canal del Mesto.

Nuestros pasos nos fueron sumergiendo en la naturaleza y el paisaje envolvente del cañón nos hizo perder la noción del tiempo, sin pausa pero sin prisa y enfrascados en amenas conversaciones que emanaban del grupo la ruta fue transcurriendo plácidamente.

A lo largo del camino son frecuentes los respiraderos del Canal del Mesto, pequeñas torretas semicirculares, construidas en piedra terminadas con un dintel triangular, desde el propio camino se ve en la lejanía el Acueducto de Zegri.

La senda recorre todo el cañón por el margen izquierdo del río Guadalix, sus aguas ya quedan a cientos de metros de distancia, abriéndose pasó por la zona más profunda del cañón, las continuas curvas que presenta el camino son fruto de lo escarpado del terreno rayano.

Sobre las 14:30 llegamos a las Casas de la Almenara, tan solo unos pasos más adelante en la Presa del Mesto decidimos realizar la parada para la comida y así disfrutar de los rayos de sol que fluían a través de las aberturas de las nubes, que presentaban una formación de estratocúmulo.

La comida transcurrió campechanamente, siendo el mejor momento la hora del postre donde los participantes fueron pasando diferentes dulces todos ellos muy suculentos, tras endulzarnos y recoger todo, el sol se oculto tras las grandes nubes amenazantes de descargar en cualquier momento su preciosa carga, millones de gotas de agua, instante adecuado para ponernos en marcha y retomar el mismo camino por el cual habíamos transcurrido durante toda la mañana.

El regreso se hizo a un ritmo más elevado que el que llevamos por la mañana, lo que propicio que el grupo se fraccionara en dos partes durante unos cientos de metros, entre comentarios jocosos por parte de los participantes conseguimos reagruparnos y así realizar todo el descenso a un paso más tranquilo disfrutando de una tarde en plena naturaleza.

En un tiempo mucho menor que el empleado por la mañana fuimos dejando atrás el cañón y el bosque de ribera del río Guadalix y sin darnos cuenta llegamos al punto de inicio, donde decidimos terminar la ruta en el pueblo para tomar un refrigerio.

Desde el blog quiero agradecer a todos los integrantes del grupo que participaron en la senda guiada, su participación y su buena predisposición para conocer y conservar la naturaleza, espero volver a poder disfrutar de vuestra compañía en próximas actividades.

Si te gusta el senderismo y deseas participar en las actividades que propongo te invito a que visites la pestaña del blog: EXCURSIONES Y ACTIVIDADES, en ella encontraras una completa agenda, también me pueden sugerir o proponer rutas y actividades escribiéndome a: danielmedioambiente@gmail.com


2 comentarios:

  1. Gracias a Daniel descubrimos que no muy lejos tenemos sitios estupendos para pasear y ver y aprender muchas cosas... lo mejor para mi fue la cascada y el camino hacia la presa! Con el sol que nos hizo, día 10! A todos los que estéis buscando conocer sitios nuevos o estar acompañados por un guía divertido, simpático, animado y muy didáctico no lo dudéis! :D

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias Claudia por tu estupendo comentario, me alegra saber que disfrutaste de la actividad y que descubrieras un nuevo lugar.

    ResponderEliminar